MANUEL OCHOA.
Bogotá - Colombia

ASA es sendero de oportunidades, que me brinda el alma inquietante, por conocer, por aprender, por ser más, pero por sobre todo, sentir paz interior… es allí donde puedo cultivar mis sueños, es allí donde mi luz brilla, es el espacio de revivir, de reír, de renacer; sin más palabras… el abrigo renaciente de mi corazón lastimado.